Abierta la votación para elegir los odónimos femeninos a incluir en el callejero oliventino

La iniciativa, promovida por la asociación Limbo Cultura en colaboración con el Ayuntamiento de Olivenza, ha contado con 44 propuestas ciudadanas que ahora serán votadas para seleccionar las 11 que designarán espacios públicos sin denominación

Juan Miguel Méndez
JUAN MIGUEL MÉNDEZ

Cerrado el plazo de propuestas y realizado el listado de nombres presentados por asociaciones y entidades oliventinas, la iniciativa para la inclusión de odónimos femeninos en el callejero de Olivenza da un paso más con la apertura del plazo para la votación por toda la ciudadanía de los once nombres que designarán sendos espacios de la ciudad que carecen de denominación.

Desde el pasado día 4 y hasta el próximo 31 de mayo, todas las personas que lo deseen pueden votar por 11 de las 44 mujeres cuyas trayectorias vitales y/o profesionales han dejado un legado social destacable, algo por lo que las han hecho merecedoras de ser propuestas en esta convocatoria promovida por la asociación Limbo Cultura, en colaboración con el Ayuntamiento de Olivenza, y con apoyo de la Diputación de Badajoz. Destacadas oliventinas comparten listado con grandes nombres de la ciencia, la literatura, el cine, la acción social, la política o la educación, entre otros ámbitos.

Dichas trayectorias vitales se pueden conocer en un enlace disponible en la web https://participaolivenza.es/mujeres_referentes/ y la votación se puede realizar, hasta final de mes, a través del formulario habilitado al efecto o cumplimentando el formulario en papel que estará disponible en la Oficina de Participación Ciudadana del Ayuntamiento oliventino y la Oficina de Igualdad de la Mancomunidad de Olivenza.

Tras detectar que en el callejero oliventino la presencia de nombres femeninos es muy reducida, la asociación Limbo Cultura presentó ante la Comisión de Igualdad de Olivenza, el pasado 1 de marzo de 2022, un proyecto que, dando un papel destacado a la participación ciudadana como herramienta de toma de decisiones, busca contribuir a una sociedad verdaderamente igualitaria con iniciativas enmarcadas en el ámbito local.

«Reconocer la labor de mujeres que han desarrollado relevantes trabajos en diversas disciplinas y crear referentes femeninos que permitan a la población, especialmente a la infantil y juvenil, valorizar el papel de la mujer en la sociedad y la igualdad de oportunidades, son otros objetivos de esta iniciativa», exponen desde Limbo Cultura.

Iniciativa local

Limbo Cultura ha promovido esta iniciativa porque «para conseguir una sociedad verdaderamente igualitaria no sólo son precisas acciones de gran impacto y amplio alcance, también es necesario dar pasos hacia ella con iniciativas enmarcadas en el ámbito local». Por ello considera que «la suma de estas consigue que pequeños pasos en lugares concretos se conviertan en una fuerza que impulsa el cambio».

Y es que tras detectar que en el callejero oliventino la presencia de nombres femeninos es muy reducida y en los casos en los que aparecen están ligados mayoritariamente al santoral cristiano, plantearon poner en marcha la iniciativa de llevar al callejero oliventino los nombres de mujeres cuyos trabajos, en diversas disciplinas, han sido relevantes para la sociedad de hoy, implicando para ello a la ciudadanía, cuya participación en la toma de decisiones es de vital importancia.

«Odónimos de reconocidos personajes masculinos, sustantivos genéricos, denominaciones que aluden a espacios concretos que existen o han existido, referencias a profesiones, topónimos y nombres del santoral cristiano copan un callejero en el que los nombres de personalidades femeninas son casi inexistentes», explican desde Limbo Cultura.

Para ello, la iniciativa pretende crear referentes femeninos que permitan a la población, especialmente a la infantil y juvenil, poner en valor el papel de la mujer en la sociedad y la igualdad de oportunidades.

También busca reconocer la labor de mujeres que han desarrollado relevantes trabajos en diversas disciplinas, tanto la de aquellas cuyos nombres son más conocidos como la de quienes han caído en el olvido, pese a la importancia de su legado.

Además, la propuesta persigue dotar de identidad espacios de la ciudad que actualmente no cuentan con un nombre propio. No se plantean modificaciones en los nombres existentes de vías, plazas y parques, y además implican a la ciudadanía para que, con su participación activa, propongan los nombres de las calles.