Ramón Rocha Gómez, Hemano Mayor de la Cofradía de 'Los Obreros', en la tarde del Lunes Santo, en el templo de San Francisco, junto a los dos pasos de las imágenes titulares. / CEDIDA

«Afrontamos este Lunes Santo como si fuera la primera vez que procesionáramos después de dos años sin poder hacerlo»

Ramón Rocha Gómez, Hermano Mayor de la Cofradía de Jesús Nazareno y la Virgen de los Dolores de Olivenza, 'Los Obreros'

Juan Miguel Méndez
JUAN MIGUEL MÉNDEZ

Este año el mundo cristiano volverá a celebrar la Semana Santa de la forma tradicional, aunque con ciertas restricciones aún por la pandemia. Hablamos con Ramón Rocha Gómez, Hermano Mayor de la Cofradía de 'Los Obreros' desde enero de 2019, a escasas horas de la procesión del Lunes Santo, sobre cómo afrontan este día tan particular y esperado después de dos años de pandemia.

− ¿Qué le llevó a entrar en el mundo cofrade oliventino? ¿Por qué en 'Los Obreros'?

− Desde siempre me ha gustado la Semana Santa. Mi primera hermandad de Semana Santa fue -y es, porque sigo siendo hermano- la Cofradía del Descendimiento. Posteriormente me hice hermano de la Cofradía Jesús Nazareno, 'Los Obreros', por un amigo y hasta la fecha… Desde el primer día que hice la estación de penitencia con cirio hasta ahora han pasado mucho tiempo, donde han pasado cosas buenas y malas, pero lo peor es la pandemia que hemos pasado.

− ¿Cómo han vivido estos dos años de pandemia en la Cofradía y qué labor parroquial han realizado?

− Sin duda, estos dos años de pandemia ha sido muy difíciles para todos en general, y para las hermandades y cofradías en particular en cuanto a los cultos religiosos se refiere. Y es que para nosotros el segundo año de pandemia fue el peor de todos, ya que teníamos todo preparado y se tuvo que suspender a causa del incremento de casos del Covid-19 y por las restricciones que se aprobaron para intentar frenar los contagios.

Por lo demás, durante todo este tiempo, intentamos colaborar con la Parroquia y con las demás hermandades y cofradías en todo lo posible, introduciendo poco a poco la actividad ordinaria de la iglesia y en Semana Santa, sustituyendo las procesiones por otro tipo de actividades de culto en el interior de las iglesias.

− ¿Qué es lo que caracteriza a su Cofradía respecto al resto de hermandades de Olivenza?

− La diferencia principal de nuestra Cofradía en Semana Santa es la forma de llevar los pasos, ya que nuestra hermandad lleva los tronos al estilo malagueño, con largos varales, con una treintena de portadores en cada paso.

− Como Hermano Mayor de la Cofradía desde hace tres años, ¿en qué momento se encuentra y qué proyectos tiene en la actualidad 'Los Obreros'?

− La hermandad se encuentra en un buen momento, pero, como todas la hermandades y cofradías, necesitamos costaleros y portadores de los pasos que realzan nuestra Semana Santa. Por esta razón aprovecho la oportunidad que me brinda HOY Olivenza en esta entrevista para hacer un llamamiento a los oliventinos para que se apunten a nuestra Hermandad para llevar el paso de Jesús Nazareno y la Santísima Virgen de los Dolores.

El proyecto que este año que una realidad es la reforma de los varales del paso de la Virgen de los Dolores.

− Para usted, ¿cuál es el momento más emotivo de la Semana Santa de Olivenza?

− Sin duda, la Semana Santa de Olivenza tiene muchos momentos emotivos de todas las hermandades y cofradías de la ciudad, para mi hermandad el momento más esperado sería el encuentro entre Jesús Nazareno y la Santísima Virgen de los Dolores al final del desfile procesional por el cual se hace un baile con mucha carga de emotividad, tanto para los fieles devotos como para los propios portadores de ambos pasos, que hacen un esfuerzo adicional.

− ¿Cómo afronta este Lunes Santo? ¿Qué ilusiones tiene?

− Pues afronto esta Semana Santa como si fuera la primera vez que nuestra cofradía procesionara después de dos largos años sin poder hacerlo. Así que contamos con la ilusión de poder desfilar durante todo el recorrido este Lunes Santo con más ganas que nunca. Y todo ello a pesar de la lluvia, pues ha estado lloviendo durante todo el día y por la tarde la Junta de Gobierno se tuvo que reunir de forma extraordinaria para decidir qué hacer en caso de que a la hora de la salida lloviera o amenazara con llover. Al final, hemos podido felizmente salir.

− ¿Nos vamos a encontrar con alguna novedad en este Lunes Santo?

− En cuanto a los pasos, este año la principal novedad es que hemos modificado los varales del paso de la Virgen de los Dolores, mejorando la disposición de los portadores del trono.

Otra de las novedades de este Lunes Santo es que nuestra estación de penitencia cuenta por primera vez con el acompañamiento musical de dos bandas de música: Jesús Nazareno tiene a la Banda de Tambores y Cornetas 'Jesús Resucitado' de Badajoz, mientras que el paso de la Virgen de los Dolores irá acompañado por la Banda de Música 'Guzmán Ricis' de Barcarrota. Hasta ahora nuestra procesión solo iba introducido por la Banda de Tambores de la Hermandad y el paso de la Virgen era quien lo cerraba una banda de música.

− A las puertas de la Semana Santa 2022, ¿cómo se han coordinado con el resto de hermandades y cofradías para los actos de culto previstos?

− Durante todo el año hacemos reuniones en la Junta de Hermandades y Cofradías, no solamente para Semana Santa, sino también para distintos actos que se producen en el año y en el que nos implicamos como miembros de la comunidad parroquial.

− ¿Qué proyectos de futuro tienen en la Cofradía?

− Ahora mismo el proyecto más inmediato en el que nos vamos a embarcar es la realización de un nuevo palio para el paso de la Virgen de los Dolores. Todos estos detalles, por pequeños que sean, cuestan mucho, pero también realzan la Semana Santa oliventina y su singularidad.